Cámara Reflex Canon EOS 750D

La Canon EOS 750D es una DSLR asequible que ofrece un funcionamiento sencillo para aquellos que no quieran complicarse demasiado con la fotografía manual. Incluye las ventajas de una DSLR, una selección de objetivos y una buena calidad de imagen, con un diseño sencillo para empezar a utilizarla prácticamente de inmediato.

[rap asin="B00TFDDNJI"]

Índice

    Diseño y características de la Canon EOS 750D

    La EOS 750D tiene el aspecto de una DSLR clásica de Canon, con un sólido cuerpo negro y un resistente exterior de policarbonato y esqueleto de aluminio para mayor resistencia. En comparación con su predecesora, la 700D pesa 25g menos, lo que la hace agradablemente ligera para una DSLR.

    Un cuerpo ligero de policarbonato podría convertirse en una desventaja si quieres montar objetivos grandes, pero para soluciones más baratas y de alta calidad como el objetivo 50mm f1.8 (que es una verdadera ganga) no tendrás ningún problema.

    La Canon EOS 750D está diseñada para un estilo de control muy sencillo. Tiene una única rueda de control manual en la placa superior, y un dial de modo muy fácil de alcanzar.

    Al reducir el número de controles, Canon ha conseguido que los pocos que hay sean fácilmente accesibles. Por lo tanto, la cámara es realmente muy fácil de usar, y sigue ofreciendo mucho control manual para aquellos que lo deseen.

    El dial de modos contiene modos de prioridad que permiten controlar elementos básicos como la apertura o la velocidad de obturación, mientras se deja que la cámara haga el resto para adaptarse a los ajustes por sí misma.

    La Canon EOS 750D tiene un pequeño flash emergente y cuenta con Wi-Fi y NFC para que la conexión con los teléfonos compatibles sea mucho más fácil e inmediata.

    [rap asin="B00TFDDNJI"]

    El software Wi-Fi es mucho mejor que el de otros fabricantes. A través de tu teléfono o tableta puedes tanto transferir imágenes como controlar el obturador a distancia, así como cambiar ajustes como la apertura, la velocidad de obturación y el ISO.

    Pantalla y visor electrónico

    La pantalla de ángulo variable de 3 pulgadas se encuentra en la parte trasera. Se trata de una pantalla LCD Clear View II de 1,04 millones de puntos, con una relación de aspecto 3:2 que coincide con el sensor de la cámara. El hecho de que sea una pantalla táctil permite seleccionar el punto focal con la punta del dedo incluso cuando se utiliza el modo Live View.

    La pantalla de la Canon EOS 750D, que se adapta perfectamente al estilo sencillo de la cámara, se inclina hacia fuera, hacia arriba y hacia abajo para facilitar la observación de lo que se está fotografiando mientras se sostiene la cámara por encima o por debajo de la cabeza, o en cualquier tipo de ángulo. El mecanismo de cambio de ángulo es de primera clase.

    [rap asin="B00TFDDNJI"]

    A diferencia de muchas DSLR, el rendimiento no se resiente mucho cuando se utiliza la pantalla LCD (modo Live View) en lugar del visor para previsualizar las imágenes, ya que la Canon EOS 750D utiliza el sistema de detección de fase en lugar de utilizar puramente el software AF para la detección de contraste.

    La única decepción puede estar relacionada con el visor. Al ser un modelo más barato, de hecho, sólo ofrece una cobertura del 95% del encuadre, lo que significa que la toma captará un poco más de lo que realmente podremos ver a través del propio visor.

    Rendimiento

    El procesador DIGIC 6 permite disparar a 5 fps, que se ha convertido en la velocidad estándar de cualquier DSLR que se precie. Sin embargo, lo que ha cambiado es el buffer. Puede que el límite de 8 RAW no suene impresionante, pero poder disparar en ráfaga hasta 940 imágenes JPEG sí lo es. Podrás disparar tanto como la memoria pueda contener, por lo que será bueno invertir en una tarjeta de memoria rápida (consulta las mejores tarjetas de memoria SD aquí).

    La velocidad no ha mejorado desde la 700D, pero el sistema de AF sí. La Canon EOS 750D tiene un sensor de 19 cruces, que también se utilizan en el modo Live View.
    El AF mediante el visor es rápido y cubre la parte central del encuadre, con siete columnas de puntos focales que se van reduciendo a medida que se aleja del centro del encuadre. Hay cinco puntos muertos, que se extienden a dos filas (en cada lado) o tres puntos y luego un solo punto en el extremo izquierdo o derecho.

    [rap asin="B00TFDDNJI"]

    El enfoque en vivo es una verdadera ventaja. Es rápido, suave y silencioso cuando se utiliza con el objetivo estándar 18-55mm STM (motores súper silenciosos).
    El seguimiento del enfoque también es bueno, siempre que el sujeto no se mueva de forma demasiado errática. La gran solidez del AF es quizás la mejor razón para comprar una máquina como la Canon EOS 750D en lugar de una compacta normal.

    Calidad de la imagen

    Una de las mejoras más evidentes introducidas en la EOS 750D con respecto a su predecesora es el aumento de la resolución, que pasa de 18 megapíxeles a 24,2, aunque sigue utilizando el filtro AA, que ayuda sí a deshacerse del ruido, pero también puede generar imágenes algo menos definidas. De todos modos, en general, la calidad de imagen es buena para su gama.

    La velocidad de obturación va de 30s a 1/4000 de segundo, mientras que el rango ISO nativo es de 100-12800, ampliable hasta 25600. Los mejores resultados se consiguen con ISO 6400 o inferior, mientras que los dos ajustes ISO más extremos (el 100 y el 12800) son más ruidosos y carecen de detalle.

    [rap asin="B00TFDDNJI"]

    Sin embargo, existe un modo de Optimizador de Iluminación Automática que puedes utilizar para mejorar el rango dinámico en las tomas JPEG, y un modo de multiexposición HDR.

    Vídeo

    La Canon EOS 750D es capaz de disparar a 1080p a 30fps, 25fps o 24fps, o 720p a 60fps. Aunque se trata de unas prestaciones básicas, ofrece además algunas características que le dan un toque más profesional, como una entrada de jack para un micrófono externo y la posibilidad de ajustar el volumen de entrada para evitar la saturación.

    Así, al aumentar la calidad del audio capturado, la calidad general de la grabación será más equilibrada y, por consiguiente, mejor en general.

    Conclusiones de la Canon EOS 750D

    Si prefieres los modos automáticos y pocos botones en lugar de los modos manuales y varios controles físicos (que puedes encontrar en la EOS 760D), la Canon EOS 750D es una DSLR sólida y bien diseñada, no demasiado cara y con un Auto Focus fiable y muy agradable de usar. En esencia, una cámara con buenas características generales, con la sensación de una compacta pero con las ventajas de una DSLR.

    [rap asin="B00TFDDNJI" tema="Estilo4"]

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Visualidad, Política de privacidad y Cookies. Si continuas navegando aceptas su uso. Más información