Cámara Compacta Fujifilm X100T

La Fujifilm FinePix X100T continúa el proceso constante de mejora y puesta a punto iniciado por Fujifilm con la X100, una de las primeras de su clase en ofrecer un sensor de gran tamaño.

La principal mejora de este modelo, es sin duda el visor híbrido. Ahora puedes elegir entre el visor óptico, con una cobertura del 92%, y un visor electrónico, con una cobertura de hasta el 100% y una resolución de 2,3 millones de píxeles.

Mirando a través del visor, en la esquina inferior derecha, se muestra un enfoque ampliado, ajustable mediante los ajustes de enfoque manual, que tiene la gran ventaja de ofrecer una excelente optimización, permitiendo una vista previa más precisa incluso en condiciones de luz extremas.

Esta actualización significa que el sistema de enfoque manual Digital Split Image puede utilizarse en combinación con el modo de visor óptico para conseguir una experiencia de enfoque manual muy cercana a la telemétrica.

Diseño y características

Externamente es muy similar a la X100, pero está repleta de una serie de cambios, modificaciones y adiciones diseñadas para hacerla aún mejor tanto funcional como cualitativamente.

[rapimagen asin="B00NEBL18M" alineacion="centro"]

Internamente monta un sensor CMOS de 16 megapíxeles con gama de filtros de color X-Trans y un excelente objetivo de 23 mm f/2 (el mismo conjunto que la X100S), pero casi todo ha sido retocado o refinado.

Además de las mejoras en el visor, también se ha revisado la pantalla LCD trasera. Ahora tenemos una de 3 pulgadas con 1,04 millones de puntos, una gran mejora respecto a la de 460K puntos y 2,8 pulgadas de la X100S.

En la X100T, Fujifilm también añade un modo de disparo totalmente electrónico, que permite un funcionamiento súper silencioso y aumenta la velocidad máxima de obturación a un impresionante 1/32000 seg.

También se han realizado mejoras significativas en el aspecto de la exposición. El anillo de apertura ha sido modificado para ser controlado en incrementos de 1/3 de f-stop. El dial de compensación de la exposición se ha modificado para ampliarlo hasta +/- 3EV.

El otro gran cambio, en cuanto al control de la exposición, es el hecho de que la X100T mantiene la capacidad de aplicar la compensación de la exposición cuando se utiliza el ISO automático en el modo de exposición manual, lo que significa que podremos elegir la velocidad de obturación, la apertura y el brillo de la imagen y dejar que la cámara haga el resto.

Además del funcionamiento, los controles también se han revisado ampliamente, al igual que la propia usabilidad. Ahora hay 7 botones personalizables, y se nos permite cambiar las opciones incluidas en el Q.Menu, para agilizar el acceso a los ajustes más utilizados.

También se ha mejorado el sistema de autoenfoque. La primera adición es la inclusión de la Detección de Rostros y la segunda, es la posibilidad, si se desea, de vincular el modo de exposición automática al punto AF seleccionado.

Calidad de la imagen

La X100T, continúa en la tendencia de las otras cámaras de la serie X de Fujifilm, ofreciendo una calidad de imagen muy alta.

El color es excelente y la apertura F2 es lo suficientemente amplia como para dar un poco de desenfoque del fondo a distancias razonables, lo que significa que puede obtener imágenes que se ven muy diferentes de la mayoría de las otras cámaras pequeñas.

[rap asin="B00NEBL18M"]

Los modos de Simulación de Película entonces, (simulación de película) son magníficos. A diferencia de otras cámaras que cuentan con este modo, ésta ofrece una simulación de Kodachrome de Kodak, lo que permite el horquillado o la posibilidad de aplicar retrospectivamente diferentes simulaciones de película a través del convertidor RAW de la cámara. Los amantes del género se enamorarán de él.

En general, pues, la calidad de la imagen es excelente.

Rendimiento

Una de las opciones que se pueden gestionar con el Menú Q personalizable es la compensación de la exposición del flash, algo que, en anteriores cámaras de la serie X, implicaba acceder al menú principal. Otro es el modo de obturación: mecánico (MS), electrónico (ES) o ambos (MS + ES).

En el modo de obturación electrónica, la primera limitación es que el rango ISO está limitado a 200-6400 (el mismo rango disponible cuando se dispara en RAW), la segunda es que el flash está completamente desactivado. De hecho, el flash sólo puede utilizarse en modo de obturación mecánica.

Sin embargo, en el modo de obturación mecánica, el flash puede sincronizarse en toda la gama de velocidades de obturación, desde 1 segundo hasta 1/4000. Como en los modelos anteriores, la velocidad máxima de obturación mecánica a F2 es de 1/1000, 1/1250 a F3.2, 1/2000 a F4, 1/2500 a F7.1 y 1/4000 a F8 y más.

En el modo de obturador electrónico y en el modo MS + ES, no tenemos que pensar en estas restricciones, sino que podemos seguir disparando mucho más allá de los límites del obturador mecánico e independientemente de las condiciones.

Vídeo

La X100T también presenta algunas mejoras en el apartado de vídeo, aunque su valor como videocámara no está entre los mejores de su clase.

[rap asin="B00NEBL18M" tema="Estilo2"]

Se han implementado velocidades de fotogramas y más control sobre el vídeo, incluyendo los modos de prioridad de obturación y de apertura y el enfoque manual. Se pueden grabar vídeos a 1080p a una velocidad de 60 fotogramas por segundo y una tasa de bits de 36 Mbps, y también se ha implementado una toma de micrófono estéreo de 2,5 mm.

En general, la calidad global de los vídeos no es nada impresionante, el filtro X-Trans no es capaz de producir los mismos resultados que en las imágenes, o al menos, no con los niveles de procesamiento utilizados por Fujifilm.

Autonomía

La autonomía es de sólo unos 330 disparos, utilizando la cámara en modo EVF, pero en modo de visor óptico, la autonomía se extiende considerablemente. Sin embargo, la X100T puede cargarse mediante su puerto USB.

Conclusion de la Fujifilm X100T

Sus 16 megapíxeles son un poco escasos para los estándares actuales, pero en términos de tamaño, materiales y relación calidad-precio, la Fujifilm X100T es una verdadera joya.

El visor mejorado, los botones personalizables y la incorporación de los modos de simulación de película la convierten en una cámara mucho mejor que el modelo anterior y, en general, en una gran compra.

La calidad de imagen y la experiencia de usuario son maravillosas, el diseño es agradable y el equipamiento en términos de óptica es de alta gama. Muy recomendable.

[rap asin="B00NEBL18M" tema="Estilo4"]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Visualidad, Política de privacidad y Cookies. Si continuas navegando aceptas su uso. Más información